Header Ads

KOF Universe o seis años de luchar en soledad




El pasado 11 de julio este proyecto llamado KOF Universe cumplió seis años de vida, y a diferencia de aniversarios anteriores, no tuve contemplado algo especial para la ocasión, por lo que ha sido hoy sábado cuando he decidido escribir un poco sobre ello.
La inspiración llegó mientras navegaba por Twitter y no dejaba de sorprenderme por la pasión que levanta el torneo anual EVO en cada una de sus categorías, especialmente la de KOF que es la que nos interesa. Ser testigo de cómo una comunidad tan unida se reúne año con año para compartir grandes momentos en duelos de nuestro videojuego favorito es sin duda una de las grandes motivaciones que la empresa SNK nos da para seguir apoyándolos.
No podemos negar que lo que se está viviendo mientras escribo esto es el equivalente al Campeonato Mundial de la FIFA que podemos presenciar cada cuatro años, y todo lo que me hace sentir ello posiblemente difiera mucho de lo que los usuarios están viviendo.
La noche de ayer publiqué el siguiente tuit:

¿Y si hacemos un campeonato mundial anual
sobre conocimientos de SNK, sus personajes e historias?

¿A qué viene ese comentario? Debo reconocer que siempre he sentido un poco de envidia sana sobre el gran hype que genera el EVO y sus jugadores, las personas está acostumbradas a ver a los participantes del torneo como grandes personalidades y están al tanto de cada paso que dan, cada combo, cada movimiento.
El motivo de mi sana envidia recae en eso, en la gran importancia que se le da a un campeonato de ese nivel, desearía que un poco de esa pasión pudiera sentirse al momento de hablar sobre las grandes historias que existen detrás de cada uno de los juegos de SNK, especialmente de KOF.
Salvo por la labor que día a día realizamos, actualmente no existe ni un solo espacio de habla hispana que sirva de cuna para fomentar conocimientos sobre SNK, la comunidad está completamente dividida en lo que debe ser un proyecto de KOF y las personas que podrían cambiar este ambiente simplemente no actúan.
Sin embargo no puedo culpar a los jugadores, la inmensa mayoría de ellos siente nulo interés en aprender siquiera los aspectos básicos de los personajes que utiliza, no hay un compromiso por conocerlos y eso es lamentable, especialmente cuando cada uno de ellos es embajador de lo que KOF representa. Tal pensamiento se vio reflejado en la reciente entrega KOF XIV, título que ofreció un modo historia vago y absurdo pues claramente buscaron llenar ese espacio para evitar críticas por falta de contenido.
No puedo culpar a SNK o las personas encargadas de desarrollar el juego por no ofrecer una buena historia y personajes, actualmente las personas que seguimos fomentado la cultura KOF somos muy pocas y es esa gran mayoría de consumidores (los que solo juegan) quienes marcaron el camino a seguir para llegar al producto final.
Está claro que a esa comunidad a la que pertenezco, es decir, los que creemos que un buen guion no está peleado con un buen juego, hemos sido completamente ignorados y dejados de lado pues no somos el público meta actualmente.
Puedo comprender a las personas que se sientan satisfechas con lo visto en KOF XIV, pero hay distintas formas de ver el producto y una de ellas lamentablemente es la del “saber más”. Definitivamente conocer tanto sobre las historias de KOF y sus personajes ha sido un arma de doble filo esta ocasión y muchos hemos sido testigos de cómo algo tan apasionante como es la trama ha pasado a un tercer o cuarto plano en KOF XIV, algo que se siente fríamente cuando te pones a pensar por un segundo que por 20 años la serie KOF contaba con argumentos o personajes tan buenos como el juego mismo.
Todo ello fue un gran golpe para su servidor pues esta entrega era el punto de partida para una nueva era dorada de aquellos que preferimos la teoría sobre la práctica, pero simplemente lograron que una comunidad entera pase de largo de algo y simplemente encienda su PC para ir de lleno al modo online.
“¿Por qué es tan importante la historia si solo es un videojuego?”, dirán muchos. Vivir todo ello me hizo replantearme muchas cosas en los últimos meses, sobre todo cuando comencé a traducir las historias oficiales de los equipos de KOF. Si bien es una labor que alguien debía hacer tarde o temprano, me di cuenta de que durante un par de años los mejores recuerdos que tendremos de SNK serán todos aquellos del pasado y no lo que estén por venir.
Cada día que pasa, el público interesado en conocer el legado de los juegos de SNK empieza a reducirse, y si bien eso ha ayudado a que este blog incremente semana tras semana sus visitas puesto que hablar sobre la historia es nuestra principal motivación, no podemos dejar de lado la importancia que tiene ese aprendizaje en cada uno de nosotros como jugadores.
Muchos de ustedes podrán pensar que estoy siendo demasiado drástico con todo lo que estoy diciendo, que me lo estoy tomando como si fuera algo que “de verdad importara”. No puedo dejar de expresar mi sentir pues amo con verdadera pasión las cosas que hago. Poder compartirles información oficial sobre los personajes e historias, así como escribirles y diseñarles sin esperar nada a cambio, me ha ayudado a entender a las personas que han convertido en lo más importante de sus vidas a series como Star Wars o incluso Harry Potter.
En el pasado he comentado algunos aspectos bastante crudos, siendo ejemplo de ello que no siento el más mínimo interés por compartir información sobre torneos o jugadores dedicados a KOF, todo ello es el polo opuesto a las cosas que he tratado de fomentar a lo largo de los años y todos sabemos que espacios como Koffuneral, por ejemplo, son un claro referente en habla hispana que es ideal para ese tipo de contenido, por lo que tengo motivos de sobra para no tratar de hacer lo mismo que el resto.
En todo este tiempo he aprendido a disfrutar de mi verdadera pasión que es aprender sobre la historia de KOF y compartirla con ustedes, tanto así que han pasado seis largos años y solamente he podido encontrar pasión y compromiso real en un grupo reducido de amigos, personas con las cuales se puede tener platicas realmente extensas sobre el Universo KOF en diversos apartados y eso sin duda es algo que motiva e inspira independientemente de que los puedo contar con una sola mano.
No tendría problema alguno en reconocer la labor de otros si fuera al menos aceptable, pero conforme pasen los años seremos cada vez menos quienes de verdad hagamos esto por amor a KOF y no por moda.
Cada artículo, cada diseño, cada revista, cada minuto invertido. Esas son las cosas que marcan la diferencia entre los creadores de contenido, y aunque es agotador, siempre es bueno encontrar a la gente correcta para poder alcanzar cada objetivo, a pesar de que todo este tiempo muchos han luchado en soledad.
Siento algo de melancolía al recordar que durante años se han usado términos como “líderes de opinión” o que incluso se acusa de crear “monopolios” en la escena de KOF contra todo aquel que logre sobresalir por méritos propios. Es triste darse cuenta de que se usaron tales términos contra aquellos que buscaron alternativas distintas en lo que a contenido de KOF se refiere, y para algunos, todo ello es un claro reflejo de la nula capacidad de muchas personas que tienen miedo de avanzar (y lamento ser yo quien lo diga, pero a muchos ya se les pasó su tiempo).
Desearía que todo lo que he que escrito con motivo del sexto aniversario de KOF Universe pudiera ser un poco más positivo o claro (sé que el tema es algo complicado), pero desafortunadamente el panorama no es para nada alentador para todos los que son creadores de contenido. Tanto el poco interés de SNK por respaldar el legado de sus antecesores, como la falta de experiencia y desinformación que abunda en redes sociales, solo hace que el recorrido sea un poco más interesante, ciertamente.

Gracias por apoyar a KOF Universe estos 6 años.
¿Listos para el Campeonato Mundial de conocimientos de KOF?


No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.